ser corredor Motivación 

Ser corredor, algo más que correr de manera habitual

Correr es para muchos una forma de vivir la vida, para otros un hobbie como otro cualquiera y para unos pocos una manera de ganarse la vida. Con tan dispares formas de ver este deporte es complicado dar una definición de  ser corredor que guste a todo el mundo.

¿El simple hecho de correr te convierte en corredor?¿ Son sólo los atletas de élite los que merecen tal etiqueta?

Definición de corredor

Sin mirar ninguna definición, es fácil identificar el ser corredor con la acción de correr. Pero de esta manera, cualquier persona que haga esta acción (aunque sea porque se le escapa el autobús), debería ser considerada corredora.

Según la Real Academia Española (RAE), ser corredor o corredora es:

1. Persona que corre mucho.

2. Persona que corre en competiciones deportivas.

Por lo tanto, un corredor es una persona que corre mucho o bien que corre en competiciones. Bajo mi punto de vista, la primera definición es algo vaga, y no es capaz de englobar todo lo que conlleva ser corredor.

No obstante la segunda definición es más acertada, pero aun así no todos los que compiten pueden ser llamados corredores o corredoras.

Diferencia entre ser corredor y alguien que corre

Puede parecer absurdo buscar diferencias entre estos dos términos, pero lo cierto es que hay muchas diferencias entre ellos. No todos los que corren son corredores y no todos los corredores únicamente corren.

Para mi, un corredor/a es alguien que, con más o menos disciplina, se fija unos objetivos deportivos. Los atletas profesionales son el claro ejemplo de ello. Nosotros, los populares, también cumplimos con esta característica.

Te interesa...  Correr es un deporte aburrido, tanto que voy a dejar de practicarlo

No importa si la marca a rebajar son los 30, 40, 50 o 60 minutos en los 10 kilómetros, el hecho de fijarte este objetivo deportivo te convierte en corredor.

Ser corredor conlleva sacrificios de seguir una planificación para conseguir ese objetivo, no hay otro objetivo a perseguir que el meramente deportivo, aunque de manera indirecta afecte positivamente a tu salud.

Alguien que corre lo puede hacer por motivos de salud, sin ningún objetivo deportivo. No obstante, su objetivo es mejorar su salud y es igual de admirable que aquella persona que quiere mejorar su marca. Puede que compita, pero lo hace sin el afán de ser más rápido, simplemente porque disfruta y su salud se lo agradece.

Mientras que para un corredor todos los entrenamientos (fuerza, técnica, etc.) van orientados hacía una mejora de sus cualidades deportivas, para alguien que corre puede hacerlo simplemente para mejorar su salud física y mental.

No se trata de creer que ser corredor es un título superior, pues no lo es, es simplemente otra manera de aplicar la acción de correr.

Si te ha gustado este artículo, no te pierdas los siguientes
Loading...

Leave a Comment