visitar al fisio una vez al mesSalud 

¿Por qué deberías visitar al fisio una vez al mes?

Correr es el “deporte de los impactos” por excelencia. Es un deporte, donde paso tras paso, los músculos, tendones y huesos deben soportar grandes impactos. Estos impactos, producen que los músculos se vayan sobrecargando y que los tendones se resientan. Es posible que llegues a tener un acortamiento en un músculo que te modifique por completo tu pisada. A pesar de ello, son pocos los que se toman en serio visitar al fisio una vez al mes.

Con el argumento de que es un gasto extra y que no le duele nada, algunos corredores lo pasan por alto y destinan ese dinero a una nueva carrera o a más equipación deportiva.

Realmente no es un gasto, es una inversión. Visitando al fisio de manera semanal estás invirtiendo en salud y en una larga carrera como corredores y es que las lesiones, cuando duelen, es que están muy avanzadas.

Visitar al fisio una vez al mes tiene estos beneficios

Está claro que a nadie le gusta desperdiciar su dinero y habrá quien piense que la visita al fisio es una manera de hacerlo. No importa que no duela nada, en el deporte lo mejor es la prevención.

Visitar al fisio una vez al mes te va a permitir:

  1. Descargar la musculatura: aunque no lo notes, cada día que entrenas los musculos se van sobrecargando. Puede que no sientas dolor, pero el músculo no es capaz de rendir al 100%. Con una visita al fisio recuperarás toda la forma física al dejar tus músculos descansados y listos para la competición.
  2. Prevenir lesiones: si vas al fisio de manera habitual no solo te descargará la musculatura sino que también, tanto por medio de la descarga como del análisis de la musculatura, te ayudará a prevenir lesiones. Te dirá que músculos tienes más débiles y cual es la manera adecuada de fortalecerlos. Recuerda que la descompensación muscular está detrás de un gran número de lesiones.
  3. Coger la lesión a tiempo: imagínate que notas el cuádriceps sobrecargado, pero aún así no visitas al fisio porque piensas que desaparecerá solo. ¿Que pasará si esa sobrecarga que puede solucionarse con una sesión evoluciona a una tendinitis del cuadricipital? Seguro que cuando esto suceda, desearás haber visitado al fisio con anterioridad.
Te interesa...  ¿Que comer antes de competir?

Correr bien no es un deporte barato aunque se empeñen en vendernos eso. Hay gastos básicos y visitar al fisio una vez al mes o de manera habitual debería ser uno de estos gastos. Ahorrarse hoy 40 € puede suponer largos meses de lesiones y terminar pagando más por algo que se habría podido prevenir.

Como he dicho antes, no es un gasto, es una inversión en salud.

Creador y redactor de nocorrasvuela.com |
Corredor apasionado y redactor por casualidad. El amor por este deporte ha hecho que me embarcara en esta aventura en que se está convirtiendo NoCorrasVuela.
Si te ha gustado este artículo, no te pierdas los siguientes

Leave a Comment