Correr después de una larga lesión

volver a correr tras una larga lesión
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

No hay lesión que dure mil años, pero tampoco hay corredor que aguante más de una semana sin correr y sentado en el sofá. Correr después de una larga lesión supone empezar casi de cero y no es nada fácil ver como el rendimiento ha tocado fondo y que la vuelta al nivel de antes va a ser un camino duro y lleno de obstáculos.

Cuando correr después de una larga lesión se convierte en una carrera de fondo

No se si es tu caso y por esto estás leyendo esto, quizás conoces a alguien que le podría ser de utilidad por estar en esta situación. Si es así y te gusta, te pediría que lo compartieras. Pero antes de ello me gustaría explicarte lo que conlleva estar lesionado durante mucho tiempo y volver a correr después de una larga lesión.

Yo he sido el primero que me he hundido cuando llevaba meses sin poder correr. El cuerpo me iba avisando pero yo no le hacía caso, hasta que sucedió. La tendinitis rotulitana hizo su aparición y me acompañó cerca de un año. Esto me pasó por inconsciente y cada vez que lo recuerdo no puedo hacerlo de otra manera que con impotencia.

Pasados los meses, al mentalizarme de que esa era mi situación y que para volver a correr después de una larga lesión necesitaba paciencia, me quité una gran presión de encima.

Te interesa...  ¿Cuánto vale tu mejor marca personal?

Tuve momento horrorosos donde me veía condenado a toda una vida sedentaria y con dolores de rodilla, pues era incapaz de pedalear 5 minutos, ya ni te digo correr. ¡Ahora lo pienso en frió, y que exagerado era en ese momento!

Pero lo cierto que mi particular carrera de fondo se me hizo eterna, donde se mezclaban días donde el dolor remitía con otros que no podía bajar las escaleras sin dolor. Pero aprendí a convivir con ese dolor que yo mismo me había buscado y a enfrentarme a él. Siguiendo al pie de la letra las indicaciones del fisio y sabiendo que tarde o temprano volvería a recorrer kilómetros y lo vivido sería algo parecido a una pesadilla.

Correr después de una larga lesión es una realidad y la que todos los corredores lesionados alcanzarán, más tarde o más temprano. Pero si estás en esta situación y te rindes, nunca conseguirás correr después de una larga lesión.

  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
Sobre Jesus Aguilar Lopez 1130 Artículos
Corredor por vocación y redactor por convicción. Correr me permite fluir y conseguir mis objetivos vitales, mientras que escribir en este blog llena mi alma inquieta de preguntas. Me siento afortunado por poder plasmar con letras y compartir con el mundo todo lo mágico que tiene la carrera a pie.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.